BIENVENIDOS

Tras eyacular sobre la quietud de la palabra,

tras sacudirse la mueca el vibrar de las nueces

se adhiere el clamor al tejido.

Es el flujo que vierte a secuencias

los grumos que transfiere el vocerío anexo a la sangre,

la trampa del nombre escupiendo cepos

bajo el vaivén nodriza del drama que acontece…

Una lápida sobrepuesta en la piel de la tierra

es el llanto de la poesía

en la boca de estas páginas.

Bienvenidos…


Tom Waits inmortalizado en pasteles

MOON IS THROLL (Montserrat)

MOON IS THROLL (Montserrat)
Un cuadro en pasteles para Cesc Fortuny y Marian Raméntol inspirado en la música de O.D.I , y como no, en la amistad

jueves, 6 de septiembre de 2012

ROSTROS: EXPOSICIÓN MÚSICO-PICTÓRICO-POÉTICA

“ROSTROS”, ESPEJO DE LO INTROSPECTIVO, O LA IMAGEN QUE VALE MAS QUE MIL PALABRAS


Entiendo “Rostros”, como un trabajo pictórico-poético donde la poesía, como transbordador de impresiones que causan en el cuerpo y rostro los elementos espirituales y/o terrenales, se reencarna en una serie de cuadros de carácter figurativo con la intención de trascender sobre lo que denominaría lenguaje-pensamiento y todas sus vertientes en forma de expresión expansiva.
Estableciendo un símil con la conciencia de cada individuo, y basándome en la teoría de William Burroughs, que expone que el ser humano está alineado por el lenguaje, al considerar que el lenguaje (normas gramaticales y sintácticas que le caracterizan) es un organismo parásito, un virus, que ha elegido nuestras mentes como hábitat, siendo el problema aún mas complejo: Los seres humanos infectados no saben que lo están.
En base a todo este planteamiento, he tratado de tejer un a serie de espejos (lienzos) donde el lenguaje corporal del individuo (receptor) reabra el debate intrínseco sobre la mas que necesaria revolución mental de si mismo y sus entusiastas desesperaciones.
Considero esta serie de cuadros, un acto reflejo de mi trabajo poético donde las pinceladas, unas veces de carácter agresivo y otras tantas mas sutiles, recogen el testigo de la palabra, muchas veces erigida desde el artesonado hasta el pavimento de esa des-construcción llamada lenguaje, y donde trato de aglutinar sobre el rostro-poema, toda la clase de sinsabores, violencia e ironía que escupe sobre la naturaleza (en un principio innata, virgen, incólume y exenta de microbios) de cada individuo, el torbellino de las coyunturas inherentes a la vida.
Casi para finalizar, decir también, que paralelamente concibo este trabajo como un homenaje a una serie de artistas que son, con todo el despliegue de su obra, influencia directa sobre mis heces artísticas y por supuesto sobre “Rostros”; ellos son el citado escritor William Burroughs, el también escritor Charles Bukowski, los pintores Francis Bacon y Frank Auerbach, el fotógrafo Antoine D´agata, y los poetas Leopoldo María Panero, Cesc Fortuny i Fabré y Marian Raméntol.
Con una puesta en escena donde la poesía, como buen puntapié en el trasero del lenguaje, recoge todos los frutos de la música y el silencio de un modo completamente anticonvencional mientras regurgita en el oído ajeno un detrito de metáforas y colores, os presento “ROSTROS”.




ROSTROS (poema que presentó la exposición pictórica con el mismo nombre)

Rostros.
Un rostro sobre el desierto irregular de una mano
son cinco nudillos empotrados en la tierra.
Puede que el drama adjunto a los renglones de la vida,
tras esos cinco pilares que sustentan la vergüenza
te guiñe el ojo cuando calle el viento.


Asfixia. Pasteles sobre papel y volumen 73x60 cm

Rostros asfixiándose
lamen las vértebras del cristal
violado por la custodia de los números,
luego llegará el turno del excremento encendido
allá donde se juntan las nalgas.


Niña ciega junto a los gritos que han vuelto en silencio a mecer al dolor sobre unas manos longevas. Acrílico sobre tela y volumen 46x38 cm

Rostros de sabiduría tuerta, de ceguera inmóvil,
de lágrimas de adobo contra la contorsión del reflejo,
rostros contra el óxido sin afeitar de la cuchilla,
como el de esa niña ciega junto a los gritos
que han vuelto en silencio a mecer al dolor
sobre unas manos longevas.

¿Nos podemos contraer de tal manera que el cuerpo pese menos que el rostro?


Los muñecos son nuestros. Distorsión del rostro hipócrita y petulante de la moda. Acrílico sobre tela 46x38cm

Los muñecos son nuestros;
es tu rostro, el suyo, el mío,
son los que acuñados por sus uñas de plástico
y su sed arrodillada junto a las grietas, callan.


CUT-UP. Pasteles y acrílico sobre papel y volumen 73x60cm

Mi vulva es el rostro que bebe la madera falaz del mito.

¿Volarán mis plegarias desde el sexo hasta el cielo
como el globo lo hace dejando tras de si una fusta de baba?

¿Os a dado por lanzar los ojos alguna vez
hacia el estante del ombligo y sus bodegas?

Hoy es vuestra iniciación, vuestro debut
entre cuatro trozos de madera barata, en este lugar público
donde las historias se cuentan con sangre en los espejos.


Retrato de William Burroughs. Acrílico sobre lienzo 73x60 cm

William S. Burroughs (San Luis, Misuri, 1914 - Kansas,1997)
Novelista, ensayista, crítico social estadounidense; influencia trascendental en la denominada “generación beat” y la contracultura postmoderna, violador del lenguaje, adicto a toda clase de sustancias como la heroína, dijo:

No estabas allí al principio. Tampoco estabas allí al final... Tu conocimiento de lo que está pasando sólo puede ser superficial y relativo.


Retrato de Charles Bukowski. Acrílico sobre tela 46x36 cm

Charles Bukowski (Andernach 1920 - Los Ángeles 1994).
Poeta, novelista, símbolo del “realismo sucio”, borracho empedernido, hacedor del don de reírse de si mismo dijo:

La mayoría de la gente va del coño a la tumba sin que apenas les roce el horror de la vida.


Retrato de Leopoldo María Panero. Acrílico sobre tela 92x73 cm

Leopoldo María Panero (Madrid, 1948)
Poeta, hijo y hermano de poetas; dicen de él, arquetipo de un malditismo tanto cultivado como repudiado; inteligencia desbordada confundida con la locura por esa extraña simbiosis entre lo humano y lo estúpido; condenado de por vida al vacío de diversos psiquiátricos dijo:

Toda belleza por el cadáver pasa
y se limpia en el río de la muerte,
el Ganges que a los inmortales conduce toda mujer.


Retrato de cesc y Marian el día de su boda. Acrílico sobre tela 61x50 cm

Marian Raméntol y Cesc Fortuny (Barcelona, 1966 y 1971 respectivamente)
Poetas, músicos, amantes de la libertad y de un mundo carente de nóminas y castillos de ceros manchados de sudor y sangre; espejo donde se miran las palabras hasta descolocarse en su sitio exacto; devoradores de pelos como herejía poética, dijeron:

La adicción a algo que no existe en
rea
li
dad,
no admite resistencia,
se te llenan los sesos de burbujas,
se te secan y mueres.

Son las voces que se asoman por la boca,
que cuelgan en las paredes heridas por el humo, por fútiles tratados,
mil bocas para un rostro que nos nombra, el nuestro.


Jaume Vendrell


FOTOS DE LA VELADA